Blog

ES Blog Dolor Sit Amet, _x0003_Consectetur Una Aliqua.

Cómo integrar una hamaca colgante en tu hogar

Decoración

Cómo integrar una hamaca colgante en tu hogar

Jun
26 2018
Hoy queremos romper con un mito. Seguro que si escribimos la palabra “hamaca” piensas en una gran terraza, un jardín o un espacio exterior que te permite relajarte en tu tiempo de ocio…
¿Seguro? Hoy os presentamos un proyecto de decoración más que arriesgado, en el que os mostraremos cómo integrar de forma natural este elemento del hogar en el interior de nuestra casa.
 
El origen de las hamacas se remonta a los pueblos indígenas de América Central, que las tejían con fibra natural de las plantas y las cortezas de los árboles. El diseño de colocar la hamaca en suspensión les ofrecía protección contra animales roedores y serpientes, además de mantenerse calientes colocándolas debajo las brasas.
 
Con el paso del tiempo, las hamacas se han ido perfeccionando en su composición, pero no han perdido esa connotación de mueble de exterior. Sin embargo, también pueden ser un elemento decorativo perfecto para estancias interiores, adaptándose lógicamente a las dimensiones de la estancia en la que quieras situarla.
 
Para darle un toque de personalidad y diferente os traemos este consejo de DIY:
 
  1. Limpia la superficie de la hamaca con una lija y un trapo húmedo
  2. Aplica una primera capa de Esmalte al agua UNLAK Escoge el color que más se adapte a tu decoración.
  3. Deja secar esta capa y aplica una segunda capa.
  4. Una vez seca, cuelga tu hamaca. Tienes diferentes opciones para hacerlo: del techo, de la pared, de una viga…
 
¿A qué esperas? Tu hamaca se convertirá en tu mejor aliada para las tardes de relax y le dará a tu decoración un toque sofisticado y original.
 

Comparte esta entrada

INDUSTRIAS TITAN S.A.U. utiliza cookies propias para ofrecerle contenidos adaptados a sus intereses. Al navegar por esta página, acepta el uso de dichas cookies, cuyos detalles se recogen en nuestra Política de Cookies.